UN 21 DE MARZO

Sin duda el 21 de marzo es un día muy importante en la historia mexicana y en la tradición más romántica de usos y costumbres por ser la fecha en que inicia la Primavera, la primera estación del año: los agricultores realizan ceremonias para bendecir la siembra. Y para los aficionados y apasionados por la música es un día clave digno de recordar y celebrar pues se trata del natalicio del grande Johann Sebastian Bach nacido el 21 de marzo de 1685 en Eisenach, Alemania.

Compositor prolífico cuya obra requirió cuarenta y seis años para poder ser clasificada por los especialistas. Música coral, música orquestal, suites, música de cámara, música para órgano son los géneros musicales que él cultivó, sólo faltó en su repertorio la ópera.

En su niñez y juventud no tuvo los beneficios de una educación artística sistemática bajo la guía de algún profesional. Aprendió escuchando, copiando, transcribiendo, imitando y sobre todo experimentando. Siendo un niño se ocultaba de su hermano mayor, quien era músico y le había prohibido entrar a su biblioteca, bajaba por las noches a su estudio y a la luz de la luna copiaba las partituras musicales, tanta era su ansia por aprender.

Persona sumamente humilde considerándose a sí mismo como un artesano industrioso que cumple las tareas cotidianas poniendo en ellas lo mejor de sí mismo.

Organista de profesión al igual que muchos miembros de su familia. Estudió órgano, clave, violín y composición encontrando en la biblioteca de la iglesia un pequeño paraíso que le permitió aprenderse de memoria todas las partituras musicales que tenía a su alcance. A los 19 años fue organista en Arnstadt y luego en la Capilla Ducal de Seimar. Ya en 1717 estaba considerado como uno de los más grandes instrumentalistas de su época. Poco a poco fue escalando en puestos más importantes que le dieron fama local y finalmente el puesto de Kantor en la Sankt Thomasschule de Lepzig.

No inventó nuevas formas ni creó estilos o lenguajes nuevos pero confirió a las antiguas formas, estilos y lenguajes musicales tal significación emotiva, nobleza de pensamiento, majestad de concepto y amplitud de diseño, como pocas veces se lograron. Agotó de manera completa las posibilidades técnicas y estéticas de la polifonía.

Pero lo más importante es escucharlo, aquí enlaces a dos de sus obras más famosas, que seguramente identificarás con facilidad por ser muy socorridas, sobre todo la primera:

Mtra. Lucia Flores Becerra

Dirección Administrativa Nivel Primaria plantel El Carmen.

Categorías

Abrir chat